Mil gracias por tu visita y ¡¡Vuelve pronto!!. Aquí te espero…..

Archivo de la etiqueta: Galletas decoradas

Buenas

Yo ya había amenazado con inundar el blog con “mi lado más oscuro” para celebrar halloween…..


A más de uno el globo ocular no le ha entrado por el ojo y ha dicho que “nasti”, que tenía sangre… y que no…. ¡Si es que los niños comen con la vista !

La masa la he hecho de chocolate (os dejo en enlace aquí) y la glasa la he hecho con albúmina en lugar de con clara de huevo. Hay mucha gente que prefiere hacer la glasa con albúmina porque tiene mejor sabor. Yo no encuentro demasiada diferencia pero quizás en la textura y el color (sale más blanca) sí note algo de diferencia.


Vais a necesitar:

  • 15 grms de albúmina ( la podéis comprar en la mayoría de las tiendas donde compro habitualmente que están a vuestra mano derecha)
  • 80 ml de agua
  • 425 grms de azúcar glass (a lo mejor os pide un poco menos o un poco más)
  • Aroma al gusto (una cucharadita)
  • 6 gotas de vinagre de manzana o cualquier vinagre blanco

Tenemos que mezclar el agua con la albúmina con una cucharita y dejarlo hidratando mínimo unas 5 horas. Yo lo dejo toda la noche.

Lo echamos en un bol y comenzamos a batir. Cuando empieza a espumar echamos el azúcar glass (yo lo tamizo) poco a poco mientras batimos.

A la mitad añadimos el aroma y el vinagre lo añadiremos cuando ya tengamos la glasa de la textura deseada. Lo ideal es dejarla en punto de escritura de tal manera que, cuando levantéis una hebra de glasa y la dejéis caer dentro del bol, se quede definida y no la absorba el resto.

Luego para conseguir la glasa de relleno sólo tendremos que echar agua de muy poco en poco hasta que quede más diluida. Al pasar los dientes de un tenedor las marcas deben desaparecer a los 10 segundos (para que os hagáis una idea).

Luego ya podemos divirlas en distintos cuencos para teñirla de los colores que queramos.


Para los ojos he utilizado un cortador redondo, para la momia el superutilizado cortador de Matriuska que parece que es el único que tengo y si yo os contara……Con deciros que me he tenido que hacer una hoja de excel con todos para tenerlos controlados….. Y para el “boo” he utilizado cortadores pequeños de letras.

Tenemos que rellenar de blanco los círculos (ojos)  y las momias, a las que dejaremos como un antifaz para poder pegar luego los ojos. Los ojos, que son de wilton , los pegué con un poco de glasa y luego pegamos tiras de fondant blanco para hacerle la mortaja.


Aunque parezca más fácil que los ojos, es una currada el tener que cortar tira a tira y pegarlas en la momia. Acabé de amortajar un poquito harta.

El iris de los ojos los hice con transfer, haciendo círculos de glasa azul y verde sobre un papel vegetal y dejándolos secar toda la noche. Luego los despegamos y los pegamos con un poco de glasa. El borde está pintado con pintura en polvo negra y pincel y la pupila con rotulador negro, y con pintura blanca líquida y pincel la sombra de dentro. Hasta que no está acabado de pintar no lo pegamos en la galleta.


Las venitas están pintadas con rotulador comestible rojo y el borde y las manchas con pintura roja en polvo aplicada con pincel.

El fantasmita del “Boo” está hecho con glasa de relleno blanca. Echamos una gota sobre la galleta y con un palillo la extendemos para formar los brazos y la colita. Luego, cuanto esté seco pintamos los ojos y la boca.


Todavía me queda alguna cosita más temática halloween que publicar…. Proximamente……

Espero que os hayan gustado.

Millones de besos para todos

Marisa


Buenas

Y como también me encantan los cuentos, las muñecas y los mundos fantásticos y mágicos, además de las flores………..


Primero necesitamos hacer la masa, cuya receta os dejo aquí. Una vez extendida sobre papel vegetal con rodillo, (mejor utilizad rodillo de altura o un par de alineadores para que os queden todas del mismo grosor),  la cortamos con nuestro cortador y  vamos poniendo las galletas en la bandeja donde luego las meteremos en el horno. Yo las pongo en la nevera una media hora mientras se va calentando el horno antes de empezar a hornearlas (parece que aguantan mejor su forma).

Utilicé el cortador de matriuskas para la marioneta y una redondo para la carita.


Un rollo tener que utilizar tanto color.Las próximas galletas bicolores o tricolores como mucho, lo prometo. Acabé un poco hartita, la verdad.

Teñí la glasa (os dejo enlazada la receta)  de: color carne para la cara, manos y piernas , negro para el pelo, el botón y los hilos de la marioneta , rojo para la chaqueta y el gorro, el verde para los pantalones y los detalles del gorro y el blanco para la camisa. Total que al final te juntas con 5 mangas con diferentes colores, coge, deja, coge , deja……..

Para hacer las caras mejor marcar con un rotulador comestible la circunferencia para podernos guiar y que nos quede bien circular.

Para el resto del cuerpo tenemos la opción de pintarlo con rotulador para que nos sirva de guía o bien hacerlo a mano alzada. Intenté de las dos maneras y creo que es mejor la segunda si la galleta no es muy grande como esta. En galletas muy grandes o con pocas líneas a delimitar es mejor marcar primero el dibujo con rotulador comestible.


Otra cosa que hay que tener en cuenta es que hay que tener mogollón de paciencia para no echar un color de glasa sobre otro que aún no está seco del todo para que no se acaben fundiendo. Y como hay tanto color……. pues te eternizas desde que empiezas hasta que acabas.

La impaciencia me pudo al poner la camisa blanca sobre las chaquetas. Como era ya el final……. Si os fijáis las camisas se han acabado tiñiendo un poco del rojo de la chaqueta que aún no estaba seco. Reitero demasiados colores = mucha paciencia y mucho tiempo de secado.

Las caritas las pinté con rotuladores comestibles excepto los coloretes que es pintura en polvo color rojo.

Como siempre delimitamos con glasa textura de escritura con la boquilla del 2 o del 3 y luego rellenamos con glasa más fluida.


En resumen, la próxima vez haré galletas con menos colores y si las hago con tanto color está claro que se requiere mucho tiempo y mucha paciencia, (de todo se aprende), para que queden mejor.

P.D.: Los ojos y la nariz creo que habrían quedado mejor con glasa pero ya sin paciencia lo hice con rotulador.

Mil besos para todos

Marisa


Buenas

¿Qué cómo se me ocurrió hacer unas galletas de estos escarabajos?… Lo raro es que no se me hubiera ocurrido.

Mi casa está forrada con vitrinas llenas de estos bichitos pinchados aquí y acá: Mariposas,polillas, libélulas,cicindelas,y un montón de coleópteros como estos “Lucanos Cervus” o ciervos volantes. A fuerza de las explicaciones campestres de mi “churri” ,de cualquiera de las especies que se cruzan por nuestro camino en nuestra andanzas serranas, una va aprendiendo.

Tengo pendiente hacer unas de mariposas. En mi mente está porque hay algunas que son de bonitas…..


Después de hornear nuestras galletas circulares, las pintamos con “glasa blanca” dejando un borde en el exterior que luego decoraremos con un ribete o lo que más nos guste.
Las tenemos que dejar secar bien secas. Mínimo una noche entera para que la glasa se quede bien durita.
Por otro lado habremos hecho ya los cuerpos de nuestro escarabajos con la técnica transfer, que consiste en dibujar con glasa, manga pastelera en mano, sobre una lámina de acetato transparente o similar la figura que hayamos elegido.
Luego las tendremos que dejar el tiempo suficiente para que se sequen completamente. Una vez secas las desprenderemos del acetato y las transferiremos a nuestra galleta pegándolas con unos puntitos de glasa.

En esta foto de abajo  véis un poco el proceso del transfer. Yo dibujé primero con lápiz el ciervo, que luego me sirvió de guía para aplicar la glasa :


Entre el dibujo y la glasa hay una lámina de plástico transparente de la que luego desprenderemos nuestra figura.

Utilicé boquilla del 1 y la glasa en un punto medio. Vamos delimitando las partes y luego rellenamos. Siempre hay que hacer de más porque al deprenderlas del acetato transparente, alguna se os romperá seguro. Son superdelicadas.


Sólo hice los cuerpos, y las patitas y antenas las hice sobre la misma galleta. Demasiado finas para poder ser transferidas.
Una vez tenemos desprendidos los cuerpos del plástico o acetato los pegamos a las galletas con unos puntos de glasa.
Hacemos los “apéndices”, y ya sólo nos queda poner el cordón decorativo alrededor de la galleta.


El ribete está hecho con boquilla del 2 con la glasa firme.

La receta que utilicé para la masa de la galleta es esta que os dejo enlazada aquí. Esta vez a la glasa le eché aroma de tarta de limón.


Yo creo que, ahora que se va acercando, a lo mejor servirían para Halloween no? Todos juntitos parecen como un ejército de arañas tipo plaga de Hitchcock, película de terror.


Como siempre mil gracias a cada uno de vosotros por estar aquí conmigo.
Un beso fuerte para todos
Marisa


Buenas

Hace unos días, visitando un jardín de arte topiario basado en dar distintas formas artísticas a los árboles, se me ocurrió intentar plasmarlo en unas galletas.

De este intento nacieron estas galletas, que he bautizado como Eduardo Manostijeras, “prota” de la chulísima peli de Tim Burton , que con sus manos podaba y podaba dando formas de lo más inverosímiles a las plantas.


Para la receta de las galletas utilicé esta masa de chocolate, cuyo enlace os dejo aquí.

Os dejo también el enlace con la receta de la glasa en este otro enlace. Esta vez la aromaticé con aroma de chocolate con avellanas de la marca Deco Relief. Como es de color marrón y yo quería la base de la galleta sobre la que yo iba a pintar, de color crema, la dejé tal cual sin añadir ningún colorante. Para obtener el verde añadí el color verde hoja de SugarFlair a la glasa color crema.


Lo primero es marcar con rotulador comestible negro y un cortador, el círculo que rellenaremos con la glasa color crema.
Con la glasa de delineado pintamos el círculo a todas nuestras galletas a modo de cordón. Ahora echamos la glasa con consistencia de relleno dentro del círculo. Si hace falta nos ayudamos con un palillo para que la glasa llegue bien a todos los “rincones”.

Yo para rellenar utilizo biberones de la marca Wilton.


Ahora hay que esperar a que se seque bien el círculo con la glasa color crema. Es muy importante que esté muy bien seco porque si no , al pasar al siguiente paso, podemos agujerear la glasa.


Elegimos unos cuantos cortadores con formas diferentes, que nos entren bien dentro de nuestro círculo de glasa color crema. Yo elegi un corazón, un patito y un pelele de bebé.  Con un rotulador comestible color verde los marcamos, bien centrados, dentro de nuestro círculo glaseado.


Rellenamos una manga con la glasa color verde y consistencia de delineado, y con una boquilla de hojas (yo utilicé la 67) vamos haciendo hojas dentro de la figura. Primero ponemos hojas sin tocar los bordes y sin solaparse unas con otras.

En una segunda “vuelta” vamos superponiendo hojas acercándonos al borde pero intentado salirnos lo menos posible del contorno de la figura. Aunque queden espacios blancos entre las hojas y el borde no pasa nada , en el siguiente paso lo solucionamos.


Para rellenar los huecos que nos queden entre el borde y las hojas (si el hueco está en el interior de la figura lo dejamos como está), echamos sobre un trocito de papel vegetal un pegote de glasa.
Cogemos glasa con la punta de un palillo y la vamos poniendo en los huecos con cuidado, extendiéndola bien siguiendo la silueta de la figura y rellenandolos.


Ahora sólo nos queda rematar el borde de la galleta. Yo hice triángulitos con la glasa color crema, mejor  con una consistencia media.

Las dejamos secar bien y ya sabéis que luego siempre las tenemos que guardar en un sitio lo más hermético posible para que no cojan humedad y se reblandezcan.

Espero que os hayan gustado y como siempre ¡muchas gracias por leer mis entradas!

Un beso gordo

Marisa


Buenas

Hoy más animalitos hechos galleta. Esta vez le ha tocado a la especie canina de nuevo: perritos labradores decorados con glasa.


Para la masa utilicé la habitual que tenéis en este enlace. La glasa también es la que siempre suelo utilizar (colgaré también la versión hecha con albúmina), de la que también os dejo el enlace aquí. Esta vez para la glasa sólo utilicé un poco de colorante marrón para las orejas.El resto del color lo aportó el aroma de caramelo que la añadi de la marca Deco Relief, que es el que siempre suelo utilizar. Ya podéis comprarlo directamente en su web francesa Deco Relief, vais a alucinar de la cantidad de aromas que hay. Con una cucharadita pequeña sería suficiente, pero eso según gusto.Los perros que están más subidos de tono tienen un poquito más de aroma que los más claritos.


Esta es la versión femenina decorada con el collar en rosa y la medalla con una flor, que hice con fondant blanco pintado con pintura comestible plateada, dibujando la flor (una vez seca la pintura) con rotuladores de tinta comestible también.

La florecita de la cola también es fondant negro con una perla de caramelo. Y la cara está pintada con rotulador negro de doble punta, igual que las patitas. Para ponerle el collar y la oreja hay que esperar a que la glasa del fondo esté bien seca, si no se unirán las dos capas y quedará difuminado.


La versión masculina con collar azul y con la medallita con su nombre en honor de Zar, para que Olga tuviera un recuerdo ahora que ya no está.

La perrita tiene mezclados dos tonos de glasa echados a la vez y difuminados un poco con la punta de un palillo. Los huesitos que les acompañan también son comestibles de caramelo.

Para que la masa de la galleta quede crujiente, crujiente por más tiempo, una vez que ya están todas cocidas utlizad el calor residual del horno una vez apagado para volver a meter todas las galletas ya hechas y dejadlas unos  2o o 25  minutos. Con esto les quitamos la humedad que les podía quedar y duran bastante más tiempo.


Para las próximas galletas que haga utilizaré la masa de chocolate para dejarla colgada en el blog.

Todos los perros están delineados con glasa más consistente (de delineado) con la boquilla del 2 excepto el rabo, y después rellenados con glasa fluida.


En un primer momento pensé en ponerles los huesos en la boca, pero como véis en el perrito de la derecha en la parte superior de la foto le tapa totalmente la carita, así que aborté la idea y los dejé decorando las fotos. Las verdad es que con el tamaño que tienen los perros más bien parecen huesos de diplodocus o de elefante.

Ya de vuelta de vacaciones el horno se vuelve a poner en marcha así que amenazo con ir llenando el blog con todo lo que vaya saliendo.

Muchos besos

Marisa


Buenas

Hoy os dejos unas fotos de las dos versiones de coches que he hecho hasta el momento: escudería azul y escudería verde.

La masa es la de las galletas de mantequilla que suelo usar siempre para las galletas decoradas. Os dejo el link aquí.

La receta de la glasa os la dejo también con este enlace. La de los coches azules la teñí con color azul de Wilton y la verde con el color verde de Wilton.

Las ruedas y parachoques de los coches azules son de fondant negro pero los de los coches verdes son glasa teñida con el color negro extrablack de Sugarflair. Es el único que os va a tenir la glasa de negro zaíno.


A los coches verdes les añadí también el volante con glasa negra de relleno (la más diluida).

Para hacer los círculos de las ruedas, mejor pintarlos primero con rotular comestible y luego seguir la marca con la manga. Utilicé un boquilla del 2. También utilicé la misma manga con la misma boquilla para la numeración de los coches.


A mí no me gusta utilizar fondant para decorar las galletas porque me resulta demasiado empalagosa con tanto azúcar y la galleta queda demasiado seca.
Estas galletas tienen un tamaño bastante pequeño así que no hay mucho hueco para hacer más decoraciones. Con la galleta tan pequeña no cabe más. Pensé en poner más cosas al decorarla (incluidos pasajeros) pero es materialmente imposible. Lo intentaré en otra ocasión con algún cortador que tengo más grande de coches.


Esto ha sido todo por hoy
Muchos besos a tod@s
Marisa


Buenas

Hoy toca una de galletas.

Esta vez están decoradas con esta técnica con nombre inglés, que podríamos traducir al castellano algo así como técnica de bordado con pincel o cepillo. No tiene mucha complicación porque ni siquiera tenemos que dejar la forma de las flores definidas, ya que al pasar el pincel queda difuminada.

Este es el resultado final.

En primer lugar y para no repetirme os dejo como siempre el link para hacer la masa y para hacer la glasa.

La glasa la teñí con dos colores de Sugarfly, el violeta y el primrose amarillo.

Para que los cuadrados nos queden lo más simétricos posible es mejor marcarlos con rotulador comestible y con un cortador sobre nuestra galleta. Luego sólo tendremos que seguir la línea ya dibujada con nuestra manga, la boquilla del 2 puesta y la glasa de delineado, que es más espesa que la de relleno. Inundamos nuestro cuadrado bien con la glasa fluida del mismo color y dejamos secar completamente (unas 3 o 4 horas mínimo).

También podemos hacer ahora los puntitos del perímetro con una boquilla del uno y la glasa fluida, para asegurarnos de que los puntos queden redondeados y no de punta. Si utilizamos la glasa más espesa de delineado, al levantar la manga totalmente, nos quedará un montículo de punta y eso no es lo que buscamos.


Una vez que tenemos totalmente seca nuestra galleta nos ponemos a dibujar las flores.

Boquilla del 2, glasa de delineado (podéis rebajarla un pelín con agua pero unas gotitas nada más), y hacemos una primera línea con el contorno de la flor. Ahora cogemos el pincel y “barremos” con él la glasa hacia el interior de la flor. Dibujamos una segunda línea  y hacemos lo mismo. Así sucesivamente hasta que demos por finalizada la flor.

Este es la foto del proceso para que os hagáis una idea.


En el centro de las flores puse una bolita de caramelo de color amarillo, pero podéis poner azúcar coloreada o hacer el centro con la propia glasa.
Ahora toca esperar que se sequen antes de guardarlas o empaquetarlas. Serán otras dos o tres horas.


Esta técnica se puede aplicar para cualquier dibujo. Sólo tenemos que pintar la línea y con el pincel extender la glasa en la dirección que queramos.

Muchos besos para tod@s y ¡a disfrutar que estamos en época vacacional!

Marisa



A %d blogueros les gusta esto: