Buenas

Hoy os dejo esta tarta que hice para el cumpleaños de una princesa de un añito, que se llama Candela.

He probado una nueva receta para el bizcocho de chocolate y me quedo con ella. Sabor más intenso a chocolate y más húmedo por dentro. Luego la rellené de swiss meringue de vainilla, entre bizcocho y bizcocho y como cobertura para pegar el fondant.
Vamos a por la receta del bizcocho porque os va a encantar. Os pongo la receta para una tarta de unas 15 personas (para esta tarta utilicé el doble porque era para 25):

  • 200 grms de mantequilla a temperatura ambiente
  • 200 grms de harina
  • 200 grms de azúcar
  • 4 huevos a temperatura ambiente
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 2 cucharaditas del extracto elegido (opcional). Yo puse de chocolate con avellanas
  • 45 grms de cacao en polvo sin azúcar (yo utilicé Valor)
  • 75 mls de agua caliente.


Lo primero es mezclar el cacao con el agua caliente hasta conseguir una masa espera . Lo dejamos enfriar.

Batimos la mantequilla con al azúcar hasta que blanquee. Añadimos los huevos uno a uno integrándolos bien. Hasta que no esté bien incorporado el anterior no podemos echar el siguiente.

Ahora añadimos la masa de cacao que ya se habrá enfriado y a continuación la harina con la levadura. Yo mezclo ahora con espátula lo justo para que se incorpore y así quede más esponjoso. Si batís demasiado el bizcocho quedará más compacto.

Con estas cantidades tenéis para una tarta de tres bizcochos horneados en un molde d 15 o 18 cms, dependiendo de cómo la queráis de alta.


La corona la hice con fondant.Os dejo un tutorial que he hecho con el paso a paso aquí.

Las letras del nombre están pintadas con purpurina blanca y las flores con colorante en polvo y con rotulador comestible negro.

Las tres rosas, que puse dentro de la corona, las hice con las enseñanzas de Paula de Cream Bakery de “cómo hacer una rosa express” , que nos dio en el curso que hice de perfeccionamiento de tartas.Pero esta vez  dejé visto el capullo para teñirlo de dorado con colorante en polvo diluido en vodka de Squires Kitchen. Me encantan estos colorantes….


Para fijar la corona a la tarta no vale solo con pegamento comestible porque no tiene suficiente superficie para pegar.
Yo primero puse pegamento pero luego apliqué fondant diluido en agua hasta que quede espeso, que funciona divinamente como “argamasa” de unión. Cuando se seca se queda sólido y no se mueve la pieza nada.

Esta “argamasa” podéis guardarla en la nevera un montón de tiempo. Así solo tenéis que sacarla y utilizarla de “cemento” para cada trabajo.

Se puede aplicar o bien con manga o bien con un pincel si la superficie es menor, para que luego no se vea debajo de la decoración que hemos pegado.


Espero que os haya gustado.

Os dejo una última fotito. Siempre me lío a hacer y luego tengo tantas que me cuesta elegir…..


Miles de besos para todos y miles de gracias para estar ahí.
Marisa